¿Qué estudia la logopedia?

que estudia la logopedia

La logopedia es una disciplina que se encuentra estigmatizada con un campo laboral dedicado a la población infantil, sin embargo por las patologías que pueden tratar y problemas diversos, su campo es también aplicable para tratar adultos. La logopedia comprende un equilibrio perfecto entre la ciencia, la medicina y el lenguaje, creando un área de estudio capaz de unificar conceptos tan distantes entre sí.

Publicidad


Para llegar a ejercer como logopeda se requiere una paciencia, comprensión y compasión admirables, del mismo modo es necesario poseer un autoestima estable, capacidades comunicativas y un alto interés por el lenguaje, pedagogía y la ciencia.

Publicidad


¿Qué estudia la logopedia?

La logopedia es una disciplina que se encarga de la prevención, evaluación y tratamiento de los trastornos de comunicación que pueden ser manifestados por patologías que afectan el habla, la comprensión del lenguaje, audición o las funciones orofaciales. Proviene del término griegos logos; palabra y paideia; educación, es decir la educación de la palabra.

Posee otros nombres como fonoaudiología o terapia de lenguaje y se considera un estudio altamente relacionado con la medicina, psicología, pedagogía y lingüística. Los casos más significativos que puede tratar un logopeda consisten en la evaluación y tratamiento de dislexias, discalculias y disgrafías.

Su trabajo como ya mencionamos se encuentra con una diversidad de pacientes a tratar, sin embargo la mayoría de los casos atribuyen a niños que presentan diversos problemas que les puede impedir el habla.

Entre los requerimientos de capacidades para un logopeda; están poseer una gran paciencia debido a que se le va a capacitar para tratar personas con autismo, parálisis cerebral o deficiencias mentales.

Publicidad


De modo que debe crear un plan pedagógico que estimule al estudiante en el tratamiento de sus problemas y que lo aleje de una posible frustración y problemas de autoestima al no sentir un progreso. Es una disciplina estricta y que por sus condiciones, no es apta para todo el mundo, pero de algo no hay duda; los logopedas son héroes modernos.