¿Qué estudia la dermatología?

que estudia la dermatologia

Una de las características más distinguibles de la medicina es su constante ramificación en múltiples disciplinas encargadas de estudiar un campo en concreto, lo que permite y facilita el poder tratar con mayor detalle y exactitud a las distintas dolencias o patologías que pueda padecer un paciente.

Publicidad


Es por ello, que podemos encontrar distintas especializaciones de la medicina que tienen como objetivo el investigar o estudiar las enfermedades que se encuentren relacionadas únicamente con un órgano, un sistema biológico e inclusive con un determinado sector de la población.

Publicidad


¿Qué estudia la dermatología?

La dermatología se puede definir como la ciencia médica encargada de estudiar, diagnosticar, tratar y prevenir las enfermedades que afecten directa o indirectamente a la piel humana.

Por la naturaleza de las patologías que afectan a la piel humana, el campo de estudio de la dermatología se encuentra íntimamente relacionada con otras disciplinas de la medicina como la endocrinología, neurología, traumatología y la inmunología. Generalmente, las enfermedades más comúnmente tratadas por los dermatólogos son: la dermatitis, la urticaria,el acné, la alopecia, el cáncer de piel, el melanoma, el angioma, la epidermólisis, el impétigo y el forúnculo.

Del mismo modo, la disciplina puede presentar un campo de especialización relacionado con el área cosmética, tratando desde un punto de vista farmacéutico y clínico los factores bioquímicos que repercuten en la cutis del individuo.

Similar a otras disciplinas que se encuentran relacionadas con la medicina, para poder ejercer como un dermatólogo se deben de cursar los correspondiente seis años académicos de la carrera en medicina, a fin de posteriormente realizar una especialización de cuatro años académicos en el área de la dermatología.

Publicidad


El profesional egresado se encuentra en la capacidad de realizar procedimientos quirúrgicos y asesorar en distintos tratamientos que se encuentren vinculados con la rehabilitación o reconstrucción de la piel.